Intervención en Crisis

Lic. Mariana Fernandez Berlanga

Psicóloga
2017-03-11

La admisión hospitalaria por urgencias es en ocasiones a causa de un estado o situación aguda y crítica.

En estos escenarios hay tantas causas físicas, como reacciones emocionales y psicológicas que son respuestas o precipitantes de lo acontecido.

La palabra crisis, del griego krisis, que a su vez tiene su origen en el verbo krinein, significa “separar” o “decidir”. Es algo que se rompe y porque se rompe vale la pena analizarlo. Si nos dirigimos después al término crítica que significa análisis o estudio de algo para emitir un juicio, podemos darnos cuenta que al final la crisis encierra algo que cambia y por tanto requiere cierto análisis que nos lleve a tomar un camino o decisión.

La crisis entonces es un punto crucial y decisivo, en la medicina es usado para referirse a cuando una persona se encuentra frente a una situación fuera de sí, en donde la normalidad o salud física vigente desaparece dando cabida a cambios bruscos, ante esto las emociones no se salvan, y ahí donde el evento traumático sucede, se desborda la capacidad de la persona para manejarse desde su modo usual, y así cuando sucede el momento crítico, las emociones se desbordan y la capacidad de razonar y pensar disminuye, ya que aparecen diversos sentimientos que sobrepasan al estado “normal” del sujeto.

Si bien no podríamos clasificar claramente diferentes tipos de crisis, ya que no hay crisis igual a la otra ni con un mismo origen, tienen todas su toque singular, si hay crisis que son previsibles (no por eso fáciles de llevar), como el crecimiento, el desarrollo de la persona, y esas situaciones que pasan a lo largo de la vida que de cierta manera esperamos, y hay estas otras crisis que nos vienen de imprevisto, en ellas, la respuesta común del sujeto no aparece, y en su lugar emergen pensamientos, emociones y actos, que se perciben extrañas para el que lo vive. Podemos por el momento afirmar que las crisis no son evitables, que solo existen, sin tener por si mismas una connotación positiva ni negativa, y que el bienestar o malestar gradual posterior dependerá en mayor o menor medida de la dirección y análisis que le demos a lo acontecido, y de la ayuda que busquemos o obtengamos.

Pensando la crisis desde la posibilidad de intervención, la pregunta más conveniente sería: ¿Qué hacer ante el sujeto en crisis?, lo que desde el psicoanálisis en el Sanatorio Español se ofrece al sujeto que vive la crisis, es la escucha, y no cualquier escucha, si no la que pone de relieve la singularidad del sujeto en relación a lo que le sucede. Una escucha que es neutra sin juicios anticipados de valor, no dando la razón al sujeto pero tampoco negándosela.

Tomando como punto de partida que el sujeto en crisis acepta la escucha o incluso el mismo la busca, se posibilita dicho movimiento, y es, el que escucha, alguien que no supone qué, o cómo se siente el otro, que permite que el sujeto en crisis pueda ir puntualizando, y elaborando eso que lo aqueja y que eso que en un principio se percibía intenso y sin salida, desde ese sentimiento de indefensión, se vaya acomodando con nuevos recursos y significados.

El que brinda esta escucha, análisis y soporte en una institución de salud, es generalmente, alguien con o en formación como en el caso del Sanatorio Español, pero en muchas de las ocasiones las crisis suceden en cualquier lugar y no es necesariamente alguien con formación espiritual, de la salud, en psicoanálisis o en el mundo psi, quien puede funcionar como soporte, por ello es importante saber que la ayuda debe ser un proceso de escucha neutra, en donde se provoque hablar sobre lo que pasa sin intervenir con la historia personal de quien lo escucha, para que así el mismo sujeto que vive la crisis pueda irse reincorporando y analizando con sus propios recursos. Después, si le interesa y/o le es necesario, que busque ese lugar en donde el sujeto mismo pueda, acompañado de ese analista/psicólogo/psicoterapeuta, seguir cuestionando y trabajando sobre sí mismo.

Queremos conocer su opinion.

Calendario de actividades.